Compartir

Camarones con jengibre: un plato ideal para un almuerzo de verano a la orilla de la playa.

El sabor de los frescos mariscos combinado con el intenso sabor y aroma del jengibre, generalmente acompañado con un delicioso arroz blanco y tostones, crean una mezcla inigualable que complace a los más exigentes paladares.

Compartir
Artículo anteriorMorir soñando
Artículo siguienteCoconetes

Dejar una respuesta